Seremi del Maule: "Es vital conservar el patrimonio natural de cajón de Achibueno"

La seremi del Medio Ambiente de la Región del Maule, María Eliana Vega, junto a representantes del movimiento “Salvemos el Achibueno” y del Comité Pro Defensa de la Fauna y Flora (CODEFF) filial Talca,  visitaron el nuevo Santuario de la Naturaleza Cajón de Achibueno, recientemente declarada área protegida el pasado lunes 18 de mayo, por el Consejo de Ministros para la Sustentabilidad y el Cambio Climáticor.

El recorrido por el Santuario de la Naturaleza Cajón de Achibueno, se efectuó en el marco de la celebración del Día Internacional de la Diversidad Biológica.

Según señaló la autoridad medioambiental “el nuevo Santuario de la Naturaleza Cajón de Achibueno posee una rica diversidad biológica por la variedad de ecosistemas, sus bosques,  montañas,  lagunas, ríos y paisajes. En estos ecosistemas, existen varias comunidades de  seres vivos que interactúan entre sí. Por esto, es vital conservar este patrimonio natural porque la pérdida de la diversidad biológica amenazaría nuestros suministros alimentarios, nuestras posibilidades de recreación, turismo e interfería con las funciones ecológicas esenciales en esta zona”.

Al mismo tiempo, recalcó que “la protección de la diversidad biológica es un tema prioritario, por esto visitamos esta zona donde existe uno de los pocos bosques remanentes de antiguos bosques húmedos de temu-pitra en el valle central. Bosques con estas características son escasos o prácticamente están extintos en la región del Maule y es importante dar a conocer a la comunidad que en el Santuario de la Naturaleza Cajón de Achibueno existe un bosque húmedo”, enfatizó.

En tanto, David Santos, perteneciente al movimiento “Salvemos el Achibueno”, señaló que “este tipo de bosque es poco frecuente en la región, tiene una superficie de 5 hectáreas y está ubicado en el sector de Juan Amigo, a unos 45  kilómetros de Linares.  Donde se encuentran especies de pitra, patagua, temu, olivillo, laurel de cordillera y trepadoras de gran envergadura  como  canelilla o pahueldén, voqui rojo, quilineja. En el piso del bosque hay frecuencia de helechos iquide y ejemplares con un morfotipo diferente y con indicios de arborescencia incipiente, podría tratarse de una variedad no descrita aún de blechnum mochaenum”.

También Santos, mencionó  que cercano al bosque húmedo en el Santuario de la Naturaleza Cajón de Achibueno “hay una población de la escasa y rara flor de la araña, especie difícil de ver, parásita o saprófita, asociada a presencia de olivillo o boldo. Esta flor con apariencia de araña, no es verde, sino grisácea o parda por la ausencia de clorofila, por lo tanto no hace fotosíntesis”.

Por su parte,  Daniel Imbernón, ornitólogo y colaborador de CODEFF, indicó que durante la visita al santuario se logró observar “alrededor de 30 especies todas asociadas a pastizales, bosque nativo y a la ribera del río Achibueno”.

Entre las aves avistadas se encuentran “la dormilona tontito, pájaro que cría en la Patagonia y vuelve en invierno a esta zona. En el río observamos una docena de patos antojillos, especie en la zona central muy difícil de ver. También hemos escuchado el cantar del churrín de la mocha,  ave endémica que estamos en su límite norte de su distribución y pudimos observar rayaditos, carpinteros, viuditas, hued-hued castaño, pitío y loros tricahues, especie en categoría en peligro”.

En la visita a la zona la Secretaria Regional Ministerial aprovecho la ocasión para reunirse con algunos vecinos para dialogar sobre la creación del Santuario de la Naturaleza Cajón de Achibueno.

 SN Achibueno

Publicado en Región del Maule.