Países de la región aprueban iniciar la negociación de un acuerdo común sobre derechos de acceso en asuntos ambientales

Representantes de los 19 países de América Latina y el Caribe firmantes de la Declaración del Principio 10 -que promueve el acceso a la información, participación y justicia en asuntos ambientales-, con la significativa participación del público, aprobaron ayer en la sede de la CEPAL en Santiago, Chile, dar inicio a las negociaciones para la creación de un acuerdo regional en esta área.

Los delegados acordaron comenzar las conversaciones para contar con un instrumento regional que apoye a los países en la implementación de los derechos de acceso consagrados en el Principio 10 a más tardar en diciembre de 2016.

Para ello se aprobó la creación de un comité de negociación, integrado por representantes de los países signatarios y del público, así como de una Mesa Directiva copresidida por Chile y Costa Rica, que coordinará las negociaciones que lleve a cabo el comité.

Al término de la cuarta reunión de los puntos focales designados por los gobiernos de los países signatarios de la Declaración sobre la aplicación del Principio 10 de la Declaración de Río sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo en América Latina y el Caribe, que se efectuó en la CEPAL del 4 al 6 de noviembre, los países participantes acordaron además que el acuerdo regional estará basado en los Contenidos de San José, documento elaborado en las reuniones de los grupos de trabajo del mecanismo, realizadas en septiembre pasado en Costa Rica.

El ministro del Medio Ambiente, Pablo Badenier, destacó la relevancia de este acuerdo y afirmó que “confiamos en que esta fase del camino nos permitirá transitar hacia la aplicación plena de los derechos de acceso a la información, participación y justicia en temas medioambientales, haciéndonos cargo de las distintas realidades y desafíos de nuestros países”.

Junto con ello, recordó que en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible (Río + 20) el gobierno de Chile, con apoyo de CELAC y la activa participación de la sociedad civil, impulsó una declaración abierta a todos los países de la región latinoamericana y caribeña para iniciar un proceso de diálogo por el Principio 10. “Reconocimos que era necesario alcanzar compromisos para la aplicación  de los derechos de acceso, y comenzamos un proceso hacia la formulación de un instrumento regional”, dijo el titular de Medio Ambiente.

“Estamos ciertos que una plena aplicación de los derechos de acceso es necesaria no solo para responder a las legítimas demandas de nuestra sociedad, sino además una vía poderosa para restablecer confianzas, cohesionar sociedades y proteger el medioambiente”, agregó.

Por su parte, Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de la CEPAL, señaló en un mensaje enviado a la reunión que “quisiera felicitarlos y destacar esta práctica que está permitiendo que gobiernos y público avancen juntos en la construcción de un camino propio para la cabal aplicación de los derechos de acceso contenidos en el Principio 10 de la Declaración de Río”.

Principio 10

Desde 2012 a la fecha la Declaración sobre la aplicación del Principio 10 ha sido firmada por Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Honduras, Jamaica, México, Panamá, Paraguay, Perú, República Dominicana, San Vicente y las Granadinas, Trinidad y Tabago, y Uruguay.

En la reunión participaron además como observadores Antigua y Barbuda, Nicaragua y Santa Lucía. Los asistentes celebraron la reciente incorporación de Bolivia y El Salvador y recordaron que el proceso está abierto a todos los países de América Latina y el Caribe.

La CEPAL ejerce la secretaría técnica del proceso, presta asesoría a los Estados, fomenta el intercambio de experiencias y apoya el fortalecimiento de capacidades.

En su intervención, Alicia Bárcena destacó que el futuro instrumento no debe ser meramente declarativo sino que debe ser ambicioso y establecer obligaciones legales claras y concretas que garanticen de manera efectiva los tres pilares de los derechos de acceso en materia ambiental: información, participación y justicia.

“Como hemos venido defendiendo en la CEPAL, es la hora de la igualdad en América Latina y el Caribe. Ello, entre otros múltiples desafíos, nos obliga a defender los derechos de los más desfavorecidos y los grupos vulnerables, algo que está en el corazón del Principio 10”, dijo Bárcena.

 

 

Fotografía: Carlos Vera/CEPAL

Publicado en Destacados, Noticias.