Ministros aprueban Plan de Adaptación al Cambio Climático para el Sector Turismo

La iniciativa pretende generar capacidades en la industria e identificar los destinos turísticos más vulnerables ante el cambio climático en nuestro país.

El Consejo de Ministros para la Sustentabilidad y el Comité de Ministros del Turismo aprobaron el Plan Sectorial de Adaptación al Cambio Climático en el sector turismo -elaborado por el Ministerio del Medio Ambiente, Subsecretaria de Turismo y Sernatur- que busca instalar capacidades y generar condiciones habilitantes para la implementación de medidas para adaptarse y enfrentar los efectos actuales y futuros del cambio climático, aumentando la resiliencia y sostenibilidad del sector al 2024.

Las principales amenazas del cambio climático que afectan al sector turismo son la pérdida de atractivos turísticos naturales, el aumentó en las temperaturas y cambios en el patrón de precipitaciones, y la ocurrencia de eventos climáticos extremos. Estos impactos tienen una distribución dispar en la industria turística, intensificándose aún más en las empresas pequeñas que tienen flexibilidad limitada para adaptar su modelo de negocio.

La ministra del Medio Ambiente, Carolina Schmidt, sostuvo que “el sector turismo, tan importante para Chile por sus condiciones naturales, es una de las actividades que pueden ponerse en riesgo dado las transformaciones que generará el cambio climático en nuestro país. Por este motivo, es un tremendo hito que hayamos aprobado un robusto plan de adaptación que permitirá desarrollar capacidades, fortalecer la institucionalidad, generar información e implementar acciones para disminuir los impactos negativos del cambio climático”.

El plan establece medidas para orientar a la industria turística en la toma de decisiones y promover buenas prácticas en los proveedores de servicios turísticos, los turistas, las comunidades, y los actores transversales, público y privados de la industria, para evitar los impactos negativos ante los efectos del cambio climático.

El primer ciclo del plan, actualizable cada cinco años, integra medidas que se concentran en la generación de capacidades del sector para adaptarse al cambio climático y contiene otras que apuntan a identificar los destinos turísticos más vulnerables, con sus impactos específicos y la aplicación de buenas prácticas.

Asimismo, se destaca que la construcción del plan contempló un proceso participativo, con apoyo del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), donde en una primera instancia, el diagnóstico de vulnerabilidad presentó escenarios climáticos y la evaluación de los impactos del cambio climático y la vulnerabilidad del sector turismo, y, por otro lado, los procesos de participación contribuyeron en la definición y planificación de las medidas de adaptación. En una segunda instancia, se desarrolló la consulta ciudadana online del anteproyecto del Plan, entre septiembre y noviembre de 2019, acompañado de seis talleres presenciales en regiones.

 

Publicado en Noticias.